viernes, junio 13, 2008

¿Quién dijo que no existían las ideologías?

Un saludo a tod@s aquell@s que perdéis el tiempo leyéndome.

Basta con ojear un poco el panorama actual para darse cuenta de lo que significan la prioridades. En mi modesta opnión, tener ideología se traduce en una cuestión de prioridades en situaciones de conflicto. Mientras la economía mundial ha seguido creciendo para los países ricos y también ha seguido creciendo en los países pobres, aunque en este último caso no se haya traducido en una mejora de las condiciones lamentables de vida de sus ciudadanos afectados por el hambre o las enfermedades, gobernar ha sido cuestión de remar a favor del viento. Pero actualmente, con una economía mundial en rescesión, con una crisis inmobiliaria que ha creado una riqueza ficticia y que ahora "la mano invisible del mercado" se está encargando de desmontar tocan tiempos de apostar por prioridades. Y es ahí donde se materializan las ideologías.

En este sentido vuelvo a la carga con el tema de la jornada laboral máxima europea de 65 horas semanales. Esta iniciativa ha sido aprobada por el Consejo Europeo y si no me equivoco, ahora toca pasar por el Parlamento Europeo para proceder a su aprobación definitiva. Sea la solución que se adopte lo que está claro es que esta iniciativa no es gratuita: supone una toma en consideración de las prioridades de los sectores económicamente poderosos (multinacionales, grandes empresas, patronales, etc.) frente a la clase trabajadora. En un período de crisis los mensajes que se envían a la opinión pública no son gratuitos: se exigen a los trabajadores moderación salarial pero nadie habla de pedir generosidad a los empresarios para que reduzcan sus márgenes de beneficios para mantener los puestos de trabajo de sus empresas. Y ahora se nos exige a los trabajadores asumir una jornada laboral de 65 horas semanales para poder competir con los gigantes asiáticos, pero nadie apuesta por luchar contra el dumping laboral de esos países emergentes, en los que se trabaja en jornadas interminables de trabajo y sin derecho a algún tipo de protección social.

Por tanto la lucha se centra en el campo de batalla de las ideas y de los valores. ¿Apostamos por un modelo de organización social economicista o por un modelo de corte social, solidario e integrador? La vieja Europa lo tiene muy claro y ha decidido apostar por la libertad de mercado y por un mercado laboral desregulado y pactista entre empresarios y trabajadores. Y Europa quiere optar con esta medida legislativa por priorizar el modelo economicista frente a los viejos retos como el de la conciliación de la vida familiar y laboral, la incorporación de la mujer al mercado de trabajo, el reto de la salud laboral, el reparto del trabajo, la política ambiental sostenible con el desarrollo económico, etc, etc. En definitiva, una apuesta fuerte y descarada por un modelo neoliberal de gestión política y económica en donde los ciudadanos pasemos a ser meros consumidores y productores.

Quien diga que las ideologías han muerto que piense que no es así. Estamos ante la amenaza de una ideología neoliberal que pretende acabar con los viejos logros del estado del bienestar (welfare state) surgido tras la II Guerra Mundial. Solo espero que en el seno de las instituciones democráticas se dilucide este pulso/ataque a las conquistas sociales y que, por supuesto, la ciudadanía vayamos tomando nota de quiénes apuestan por cada uno de los modelos. Al final votar es algo más que un ejercicio de responsabilidad ciudadana.

3 Comments:

Blogger Cientounero said...

Lo de las horitas en Europa no está muy comentado. Pero es volver al siglo XIX.

A mi me salen 10 horas diarias más 5 los domingos. ¡Genial!

¿Y a cuanto sueldo? Porque si es por competir con Asia, lo próximo del horario es lo del sueldo.

Creo que Irlanda lo tiene hoy muy claro, No a un sistema legislativo que permite esta vuelta de tuerca.

5:36 p. m.  
Anonymous Kropotkin said...

"Votar es un ejercicio de responsabilidad"... Pues claro, por eso no voto. ¿O es que encima de padecer el poder voy a tener que ser el "responsable" de que esté ahí? Ghandi quizás lo entendió y aún así terminó en el poder ... prefiero acabar como un violinista del Titanic a votar. Me gustaría pensar que creer lo contrario me serviría de algo, y no es por ser pesimista pero: no me lo creo. Por lo menos con la sociedad y con las opciones políticas en que nos movemos en plena odisea 2008 sin espacio. La responsabilidad es posible que exista como realidad humana, estoy dispuesto a discutirlo: no así sobre el deber, categoría que a mi juicio no debe confundirse con la responsabilidad. Para mi responsabilidad significa pura relación causa-efecto, lo que de hecho entiendo que resulta sano reconocer en la misma Naturaleza. Y legítimo. Lo que sin embargo no existe de modo inatacable es el deber, ya que nadie en toooda la "histeria" de la humanidad, ha sido, ni creo que pudiera ser, capaz de justificar desde ninguna razón principal. Es por esto por lo que no entiendo que la lucha sea nada más que un medio, y no una finalidad. No me defino por defender una idelogía contraria a otra, por la misma razón que no tengo ningún motivo para creer que la verdad necesita de la fuerza para ser. Nosotros mismos somos nuestra verdad, creo yo: negar nuestra existencia como tal en base a unos deberes y derechos morbosamente imposibles es lo que ha marcado el desastre de la sociedad humana tal como la conocemos, creo yo. O caemos por nuestro propio peso como humanos en nosotros mismos, o no hay deber o derecho alguno que nos de ninguna llave en propiedad de la verdad. Esa parece, a mi juicio, ser un poco la idea del Dios o lo que sea que montó este chiringuito.

4:12 p. m.  
Anonymous Kropotkin said...

En todo caso, no a las 65 hrs of course. Y no soy yo de los que pondría la mano en el fuego porque en esta misma legislatura Zapatero no nos vaya a meter oootro gol en las ya mermadas leyes laborales, aprovechando el posible tirón de la iniciativa europea ... Ya Solbes vino del Banco Europeo pidiendo moderación salarial. Y Zapatero (entre "otros")dijo que iba a bajar el IRPF, lo que ya de entrada no me parece naaada "socialista" como propuesta, sobre todo teniedo en cuenta el temazo de la construcción y el de la inflación ... ¿Para cuando dijo el presi que iba a subir el salario mínimo, pal 2500 de la era musulmana? Y encima ahora resulta que este año las previsiones de las VPO que se van a construir de las proyectadas, que ya eran poquitas y menos de las legales, ahora enresulta que todavía bajan más ... ¿Qué me decías de votar? No es por ser sardónico, pero es que ser responsable en este percal es algo difícil ... de creer que se pueda o sirviese. Mmm o que se yo, mis mejores deseos para todos. Y que se suspenda el dinero, para que no tenga que morir ningún dueño de Ferrovial con 3.200 millones de euros en el banco, sin habérselo gastao ni ná. Buah.

4:27 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

contadores gratisanuncios gratiscontactosinformes de empresasvideoscontador web